Mató a otro cuando se defendía de un atraco y le dieron casa por cárcel

Después de un proceso que duró un año, Yesid Antonio Quintero Cortés fue enviado con prisión domiciliaria, al demostrar en los estrados judiciales que mató a otro hombre al interior de su casa en el municipio de Santa Isabel, cuando forcejeaba con esta persona para evitar que lo atracara, hecho que fue investigado por la Fiscalía y del cual se dijo que se había tratado de un caso de defensa personal. 

La muerte de esa persona ocurrió el 12 de diciembre de 2012 en la finca La Cabaña del municipio de Santa Isabel, norte tolimense, mientras que Quintero Cortés laboraba, siendo atacado por la  víctima, quien intentó robarle sus pertenencias, pero el hombre portaba un revólver, accionándolo y acabando con la vida del presunto ladrón.

Desde un comienzo se dijo que el labriego había actuado en legítima defensa, siendo cobijado con casa por cárcel, como presunto responsable de los delitos de homicidio preterintencional y porte ilegal de arma.

El presunto agresor fue presentado ante un juez con función de control de garantías, quien determinó la medida.

 Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial