Demolieron casa en el barrio Matallana y capturaron a dos presuntos expendedores de bazuco en la diligencia

Cuatro bienes que estaban ubicados en predios, propiedad del municipio de Ibagué, y que según las autoridades eran utilizados para el tráfico de estupefacientes y que estaban ubicados en el barrio Matallana, al sur de la capital del Tolima, ya habían sido identificados por la Fiscalía como lugares de expendio y consumo de alucinógenos, motivo por el cual se les realizó extinción de dominio. 

“Ya la SIJIN de la Policía Metropolitana había realizado varios allanamientos con capturas y la gente seguía dedicándose a esta actividad delincuencial. Los cuatro predios quedan en la misma cuadra, por eso se hizo la demolición”, dijo a Ondas de Ibagué, Marco Emilio Hincapié, secretario de Gobierno encargado.

Pese a que la extinción de dominio se llevó a cabo, antes de iniciar el proceso, se dio un plazo de una hora para que una de las familias compuesta por 9 niños y sus padres, desocupara el inmueble.

El funcionario agregó que durante el procedimiento las autoridades le respetaron los derechos de los ciudadanos que habitaban en los predios.

Durante la diligencia adelantada en el primer predio, la Policía descubrió que arrojaron una bolsa a uno de los tejados de la casa vecina y se hallaron 80 dosis de marihuana, motivo por el cual fueron capturadas dos mujeres y fueron puestas ante la Unidad de Reacción Inmediata de la Fiscalía General de la Nación, acusadas por el delito de porte, tráfico y comercialización de estupefacientes.

Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial