Farc en el Tolima anunció la suspensión de reuniones con cualquier clase de fuerza pública

La oficina de Comunicaciones de las FARC dieron a conocer su inconformismo a la opinión pública por el caso que actualmente vive el miembro de esa organización, Segundo Álvaro Suárez Rubio (foto), exguerrillero de la FARC y ahora militante del Nuevo Partido FARC, quien continúa detenido, según ellos, injustamente, en el bunker de la fiscalía en Ibagué, sin que hasta el momento tengan una prueba alguna de lo que le acusan.

Denunciaron que agentes de la fiscalía y CTI, han estado intimidándolo y obligándolo a aceptar culpas en las que Segundo manifiesta ser inocente.

“El coronel Vargas comandante del ejército en Planadas, se comprometió a que si no había pruebas contra él, lo devolverían al ETCR al día siguiente, ha incumplido su palabra, 14 días detenidos y no lo devuelve, esto es un montaje judicial. Señalamos que lo que han hecho con él es un secuestro y una violación de los derechos humanos, donde ejército y fiscalía están comprometidos, es injusto que no acepten ni siquiera al abogado de Semilla y Memoria para que entre hablar con él, en ocasiones lo han devuelto en la entrada de la fiscalía. Solicitamos urgente la intervención del defensor del pueblo del Tolima a que se haga presente en la fiscalía de Ibagué, para que mire la situación de nuestro compañero que además se encuentra en condiciones infrahumanas, debido a que duerme en sitios húmedos del calabozo y donde adquirió una enfermedad crónica y pulmonar que al día de hoy no ha sido tratada por ningún médico del régimen”, dice el comunicado de las Farc.


dicen los miembros de esa organización que su compañero Segundo Álvaro fue detenido de forma ilegal por el Ejército, el pasado 24 de noviembre en Gaitania, sur del Tolima, a pesar que mostró sus documentos de identidad y de amnistía ante la policía local y donde no le encontraron ningún delito, siempre realizaron su detención de manera arbitraria.

Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial.