“Con Garrotes, palos defendemos al Barrio Viveros”: Rafael Urueña presidente de la JAC

El barrio más familiar de toda la capital tolimense en la comuna 3 de Ibagué, es Viveros, un sector de dos cuadras entre las calles 32 a la 34 y en las carreras 13 y 14, un barrio que era un remanso de paz, donde las familias llevan más de 40 años viviendo en este sector, todos se conocen con todos y se apoyan como una gran familia, pero en las últimas semanas el terror, la zozobra y hasta desplazamientos de personas se han vivido.

Los habitantes del barrio Viveros, se defendieron con garrotes y palos, del vandalismo que azota la zona, en donde fueron atracados y heridos dos menores de edad, en horas de  la noche en el polideportivo del sector, a uno de los niños por poco le perforan un pulmón.

De la familia de los menores hay que resaltar que los delincuentes les dieron 7 días para abandonar el barrio, y por su misma seguridad una madrugada salieron con sus enseres en búsqueda de tranquilidad.

Los pocos establecimientos del barrio que permanecen abiertos tienen en sus puertas a personas que vigilaban con bates, palos de escoba y pedazos de madera la seguridad de sus negocios por temor a que se pueda presentar un atraco a cualquiera de ellos.

Rafael Urueña, presidente de la Junta de Acción Comunal, aseguró que les toca tener grupos de vecinos que patrullan para erradicar este flagelo de su entorno, y que los mismos ya tienen sus roles asignados.

En el barrio se vive una tensa calma en la que los habitantes sienten que en cualquier momento pueden volver a aparecer vándalos a destruir y posiblemente robar sus negocios.

Las Noticias de Ondas de Ibagué, hizo contacto con el coronel Gabriel Bonilla González, comandante de la Policía Metropolitana de Ibagué, de inmediato se comunicó con los residentes y ahora también los policías deambulan por la zona previendo nuevos desmanes y preparados para actuar en el momento que sea necesario.

También hay ciudadanos reunidos, todos con bates de béisbol, palos o varillas que esperan no tener que utilizar sus armas para defenderse del vandalismo, al parecer ya se han registrado algunas capturas en el sector por parte de las autoridades.

Por: Fernando González, periodista local.