Aguantando hambre están los pintores, carpinteros y ebanistas de Ibagué

El dramático relato lo  hace un hombre que se ha encargado de liderazgo en los barrios del sur de la capital del Tolima, por más de 33 años. Asegura que el desespero es tal, que incluso en momentos de ocio como los que se viven ahora en medio del Toque de Queda y el Aislamiento Preventivo Obligatorio los ha llevado a pensar en amotinarse y tomar las vías principales de Ibagué y salir a robar para poder tener dinero o comida y llevar un plato a su mesa para sus familias.

Asegura el líder que incluso la alcaldía municipal de Ibagué ha ofrecido ayudas de 20, 50, ó 60 mil pesos por familia pero que estas son una total falacia porque nunca han llegado.

Son muchas las familias vulnerables en ese sector de Ibagué, sobre todo aquellas que viven a la orilla del río Combeima en los barrios Yuldaima y San José.

Solicitan una pronta intervención para estas familias de los barrios más deprimidos de la capital tolimense, toda vez que, no solamente los ebanistas son los que viven esta situación, sino muchas familias que a veces pasan el día en blanco “porque ni para un agua de panela tienen”.

Por: Fernando González, periodista judicial.