Falso domiciliario se robó un mercado y cobró por el ‘Servicio’

El hogar de Gloria Yineth Camayo de 24 años de edad y  Omar Daniel Arenas, de 25 años, al igual que centenares, de ibaguereños no pasa por la mejor situación económica, debido al Aislamiento Preventivo Obligatorio, y más aún en aquellas familias que están cesantes, a causa del Covid-19, es de anotar que la pareja no tiene hijos, pero viven con la abuela de Omar, quien es diabética y requiere de cuidados especiales.

Mariluz Beltrán  y Edú Camayo, solidarios, con su hija y yerno, les hicieron un mercado avaluado en 300 mil pesos, para que pudieran pasar, unos días más, en confinamiento y con la alacena llena, razón por la cual, decidieron buscar a su mensajero de ‘Confianza’, para llevarlo desde el barrio Varsovia hasta el barrio la Cima, pero este nunca llegó.

Lo curioso en este caso, es que esta persona que llegó a recoger el pedido,  no era la que inicialmente habían contactado para que realizara el domicilio, pero los confiados padres, entregaron la remesa y pagaron 10 mil pesos, por el servicio, el cual no fue prestado y se convirtió en delito de hurto, porque el mercado no fue entregado.

La indignada ibaguereña  señala que el ‘Falso Domiciliario’ se moviliza en  una bóxer de placa MKA – 76E, y alerta a los ciudadanos a estar pendientes de sus pertenencias y a quien se las entregan.

Las autoridades de La Policía Metropolitana de Ibagué, analizan las acamaras de seguridad, donde que quedó, grabado el ‘Falso Domiciliario’, para dar prontamente con su paradero y explique por qué se llevó el mercado, y los más importante que lo devuelva.

Por: Fernando González, periodista judicial.