A pesar de la pandemia, los tolimenses ‘chuparon’ cerca de 70.000 botellas de aguardiente en junio

El aislamiento preventivo obligatorio no fue impedimento para que la población tolimense consumiera licor en tiempos de pandemia.  

De acuerdo con la Fábrica de Licores del Tolima, en el mes de junio se vendieron más de 70.000 unidades de aguardiente Tapa Roja en todo el departamento.

La cifra superó las expectativas de la licorera teniendo en cuenta que las fiestas de San Juan y San Pedro se cancelaron, y los bares y discotecas de la región permanecen cerrados desde hace más de cuatro meses.

Sin embargo, los tolimenses demostraron que son fieles al licor, sin importar la emergencia sanitaria.

Franz Bedoya, gerente de la licorera del departamento, catalogó el balance como un triunfo en medio de la crisis económica provocada por el COVID-19.

“La sacamos del estadio en esta situación tan completa que estamos viviendo. Vender casi 70.000 unidades con COVID-19, con muchas restricciones, ley seca, en contra la corriente, eso comprueba que lo estamos haciendo bien”, expresó Bedoya.

Por último, el funcionario informó que en junio de 2019, la fábrica vendió 126.000 botellas de aguardiente, por esta razón, celebró que se hayan comercializado este año casi 70.000 unidades en medio de innumerables dificultades para el sector comercio.

Por: Juan David Ortiz, periodista.