Fiscalía también cerró sus sedes en Ibagué por casos sospechosos de COVID-19

La Fiscalía General de la Nación seccional Tolima cerró temporalmente sus instalaciones del búnker central ubicado en la zona industrial El Papayo y la sede de la carrera Quinta con calle 19, luego de que cuatro vigilantes fueran aislados de manera preventiva por ser sospechosos de COVID-19.

A través de un comunicado, el ente acusador indicó que la determinación tiene como fin garantizar la salud de los funcionarios y adelantar una jornada adicional de limpieza y desinfección, para garantizar el cumplimiento del protocolo de bioseguridad.

En consecuencia, solo se permitirá el ingreso a la sede central de personal adscrito a la Unidad de Flagrancias y funcionarios que deban retirar carpetas para dar cumplimiento a su labor desde casa.

En las últimas horas el Palacio de Justicia también tomó la misma determinación, después de confirmarse el caso positivo de un trabajador de la rama.

Por: Juan David Ortiz, periodista.