Conceden prisión domiciliaria a exfuncionario de la Alcaldía de Ibagué salpicado en escándalo de los Juegos Nacionales

El exsecretario de Infraestructura de Ibagué Jorge Alberto Pérez fue cobijado con el beneficio de prisión domiciliaria luego de completar tres años recluido en la cárcel de Picaleña por el escándalo de corrupción de los Juegos Deportivos Nacionales de 2015.

La determinación judicial se dio después de que el abogado defensor solicitara revocar la medida de aseguramiento intramural, argumentando que la salud del exfuncionario estaba en riesgo por la pandemia del COVID-19.

En ese sentido, la petición fue avalada por el Juez Primero de Ejecución de Penas y Medidas de Seguridad de Ibagué, quien no le exigió pago de una caución en virtud a la contingencia provocada por la emergencia sanitaria.

La participación de Pérez en el desfalco

Perez fue condenado el pasado 29 de junio de 2018 a siete años de prisión tras haber adelantado un preacuerdo con la Fiscalía y declarase culpable por los delitos de interés indebido en la celebración de contratos, contrato sin cumplimiento de los requisitos legales, peculado por apropiación y concusión.

De acuerdo con la Fiscalía, Jorge Alberto Pérez favoreció al ingeniero Rigoberto Rugeles, al adjudicarle el contrato el contrato 1354 del 25 de julio de 2013, que tenía como objeto los estudios y diseños de estadio Manuel Murillo Toro por un valor inicial de $568 millones.

A raíz de ello, Pérez habría recibido una coima del contratista por $70 millones tras hacer efectivo el direccionamiento.

El exjefe de la cartera de Infraestructura se convierte en el segundo funcionario del gobierno de Luis H. Rodríguez que es beneficiado por la justicia con la casa por cárcel.

El pasado mes de abril de 2020 el exsecretario de Hacienda, Oswaldo Mestre, también fue cobijado con la medida y actual meten cumple su condena en su vivienda de la ciudad de Bogotá.