En concierto de Giovanni Ayala, asesinaron a un espinaluno

Como Luís Enrique Cuenca Vargas, un tolimense de 36 años de edad, oriundo del Espinal, fue identificado el cuerpo del hombre asesinado de varios balazos cuando disfrutaba de un concierto que brindaba el cantautor de música popular, Giovanni Ayala, en la celebración del Festival Trifronterizo de Putumayo, en Puerto Leguízamo, hecho sangriento ocurrido frente al establecimiento de razón social “Vibraciónes” y que dejó como resultado la captura del presunto homicida, quien resultó ser el propietario de una estación de servicio de esa población.

El herido fue evacuado hacia el Hospital María Angelines en la camioneta de la Estación de Policía, mientras otros uniformados activaban un plan candado para dar captura a la persona que activó el arma contra el tolimense.

En medio de la multitud los uniformados buscaba a un hombre que vestía camisa negra con manchas blancas, jean azul oscuro, poncho blanco y un bolso negro terciado, a quien señalaban de ser el victimario, siendo interceptado en la carrera 2 con calle 7, a la altura de una reconocida farmacia del pueblo, a quien al practicarle el registro se le encuentra en la pretina del pantalón la pistola que utilizó para balear a su contrincante.

“A un hombre no se le toca la cara. Por eso le pegué los tiros a ese HP, para que sea serio”, fueron las palabras que pronunció a los uniformados de la policía de Puerto Leguízamo, antes de ser capturado.

El presunto victimario fue identificado como Rodolfo Correa Oliveros, quien dijo que cuando la víctima le tocó la cara, fue a su casa, sacó el arma y lo buscó para asesinarlo.

Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial.