James Rodríguez estuvo en Funerales Los Olivos en el velorio de su abuelo Alcides Rubio

Al interior de una camioneta Toyota blindada y con vidrios oscuros, llegó a la Sala de velación de Los Olivos, ubicada en la 39 con 5, el delantero del Real Madrid, James Rodríguez, de quien se supo, permaneció desde las 5 de la tarde hasta las 9 de la noche acompañando el féretro con los despojos mortales de su abuelo, Alcides Rubio, quien falleció el miércoles de esta semana a causa de una afección cardiaca.

Las medidas de seguridad fueron extremas, pues la familia del futbolista alquiló todo el cuarto piso del edificio de Los Olivos, sin permitir la entrada de periodistas, ni seguidores del cucuteño, medidas que supieron respetar los hinchas y la prensa local y nacional, quienes acompañaron a su manera el dolor con James.

Frente a la edificación permanecieron varias unidades policiales de la Metropolitana, encargadas de la seguridad del sector y del jugador del Real Madrid.

Hacia las 9 de la noche James Rodríguez se alejó del sitio en una camioneta blindada, escoltada con una avanzada de dos motorizados y cuatro más que los seguían, en la que se perdió por el sector de Cádiz, con dirección a algún sitio de la capital del Tolima donde pasó la noche.

Versiones extraoficiales indican que James Rodríguez no asistirá al sepelio de su abuelo Alcides que se efectuarán en la Iglesia María Auxiliadora y que finalmente su cuerpo será trasladado hacia el parque cementerio donde se realizará su cremación.

Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial