Mujer envolvió en una toalla a su hijo recién nacido y lo escondió dos días en un balde con agua y jabón

El caso ocurrió en una finca ubicada en inmediaciones de la vereda El Rodeo, jurisdicción del municipio de Ibagué, donde una mujer de 21 años dio a luz a su tercer hijo, pero después de haber nacido, lo envolvió en una toalla y lo escondió en un balde que llenó con agua y jabón, al parecer, para que sus familiares no se dieran cuenta del embarazo que escondió durante 8 meses, un caso insólito que ocurrió en la humilde vivienda donde residen las dos hijas de esta joven y una adulta mayor, hecho que a esta hora es investigado por la Fiscalía y la Policía Metropolitana de esta ciudad. 

Sobre este escabroso caso se conoció en primicia que la joven mujer, de quien no revelamos su identidad, había escondido su embarazo, pues hacía un año se había separado y vivía de lo que su abuela le pudiera ofrecer, lo que para las autoridades locales la deja como sospechosa de un posible crimen en contra de su propio hijo.

El hecho se conoció luego que la abuela de esta mujer la observara en delicado estado de salud, sin saber que ella sola había atendido su propio parto, alertando a las autoridades sobre el caso y haciendo el llamado a una ambulancia que llegó al sitio encontrando la macabra escena.

Al sitio llegaron los funcionarios del CTI de la Fiscalía a realizar el levantamiento del cuerpo del feto de 8 meses de gestación que hallaron en el balde, aún con el cordón umbilical, situación que de inmediato dio para abrir la investigación en contra de la joven mujer, de quien se tiene la sospecha de un presunto homicidio.

Las autoridades confirmaron que el feto llevaba dos días en el recipiente con agua y jabón, donde pretendía esconderlo de su familia.

Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial