Lo mataron de un disparo en la cabeza

El hecho de sangre acaba de ocurrir en el barrio Jardín Santander, donde una persona resultó herida de bala en la cabeza, perdiendo la vida, minutos después cuando era trasladado hacia la Clínica Medimás, antigua Saludcoop de la calle 60, donde llegó el cuerpo sin signos vitales, hecho que ya es materia de investigación por parte de la Policía y el CTI de la Fiscalía, quienes hacen presencia en el centro asistencial.

Se conoció que una vez llegaron a la Clínica, el cadáver fue dejado en la puerta de urgencias y las personas que lo acompañaban desaparecieron como por arte de magia, hecho que también es materia de investigación.

Minutos después llegó la esposa del fallecido, quien se encargó de las diligencias para la entrega del cuerpo que en los próximos minutos será trasladado hacia la Morgue de la Fiscalía.

Aunque las autoridades no se han pronunciado sobre el tema, se cree que la muerte de esta persona, de aproximados 40 años de edad, tenga que ver con un presunto ajuste de cuentas.

La ojiva ingresó por la parte trasera de la cabeza con orificio de salida en la sien derecha, herida que le produjo su deceso.

Por: Juan Manuel Escobar, periodista judicial