La Navidad se viste de reciclaje por el ambiente

Decorar nuestros hogares, iluminar las calles en la noche de las velitas y recordar el nacimiento del niño Jesús alrededor de un pesebre, es una tradición de la fe católica que no sólo representa una oportunidad de reflexión y unión entre las familias, sino además es el escenario ideal para que como seres de la naturaleza, seamos conscientes de la importancia de proteger el único lugar que tenemos para vivir: La Tierra. Es por eso que la Corporación Autónoma Regional del Tolima y su personaje institucional “Doña Ambiente” recorren el departamento, enseñando a grandes y chicos a vivir la navidad en paz con la naturaleza y de la mano del reciclaje. 

Los pesebres ecológicos han sido una de las iniciativas que más fuerza y acogida han tenido en los tolimenses, donde botellas plásticas, latas de cerveza y gaseosas, CDs, cubetas de huevos, cartón y otros residuos reciclables, son transformados con mucha creatividad y dedicación, en las tradicionales figuras de Jesús, María y José, junto con los demás elementos del pesebre y el alumbrado navideño. Para este año se logró la elaboración de 10 pesebres ecológicos, que fueron construidos con la ayuda de la comunidad, Alcaldías Municipales y algunas empresas privadas como CEMEX en los Municipios de Ibagué, el corregimiento de Payandé, Venadillo, Honda, Líbano y el corregimiento de Convenio.

“Nosotros acá para esta temporada navideña, estamos enseñando a hacer el pesebre ecológico ambiental. Invitando a que realicemos los pesebres con todos los residuos sólidos. Así estamos construyendo un pesebre más lindo y con conciencia ambiental.” Es el mensaje que comparte “Doña Ambiente” durante los talleres para la elaboración de los pesebres ecológicos que año tras año se han venido promoviendo en diferentes barrios y veredas de la capital y del Tolima, motivando a líderes comunitarios a que construyan estos pesebres en sus juntas de acción comunal, empresas y hogares.

Pesebres por el Ambiente y Nuestra Salud

Para este año “Doña Ambiente” también fue invitada de manera especial por parte de la Secretaría de Salud del Municipio de Ibagué, a brindar un taller paso a paso para la realización de estos pesebres, con el objetivo de que los líderes de las comunas 12 y 13 de Ibagué aprendieran a reutilizar y reciclar los residuos sólidos, como una estrategia para disminuir el número de inservibles que pueden llegar a convertirse en contenedores de agua y criaderos del Aedes Aegypti, zancudo transmisor del virus del dengue, zika y chikunguña.

“Es una manera de hacer la reutilización de los materiales que nosotros creemos ya inservibles, hacer que sean útiles y que no se conviertan en residuos para contaminar el medio ambiente. Vamos a hacerlo no solo en mi casa sino en 5 sectores de la Florida, que aparte de que es la manera de volver a utilizar lo que consideramos como basura, sea una manera de unir las comunidades, y el día que estemos realizando los pesebres en cada uno de los sectores del barrio, va a unir jóvenes, adultos mayores, mamitas, los niños y toda la comunidad en general.” reconoce Yudy Leal, presidenta de la Junta de Acción Comunal del barrio La Florida.

Gracias al compromiso de las comunidades, el número de pesebres ecológicos sigue creciendo en el territorio tolimense y a su vez la consciencia por el adecuado manejo y disposición final de los elementos que diariamente desechamos en nuestros hogares, labor que seguirá apoyando CORTOLIMA para fortalecer la cultura ambiental a través de los pilares del reciclaje, la reducción y la reutilización de los residuos sólidos.

*Información suministrada por Cortolima.