50 docentes del Tolima fueron diagnosticados con problemas mentales.

Esto debido a los abusos a los que al parecer fueron sometidos y excesivas cargas laborales. Varios de los docentes están internos en centros de rehabilitación.

Docentes que trabajan en el departamento y en la ciudad de Ibagué, al parecer presentan problemas psiquiátricos según denuncia que realizan los sindicatos de maestros.

Todo parece indicar que llegaron a padecer esta sintomatología por los supuestos abusos a los que han sido sometidos en las instituciones educativas donde laboran.

La cifra entregada por los directivos de Simatol está entre los 30 y 50 educadores que tienen algún grado de afectación específicamente por la sobrecarga de trabajo y manejo excesivo de menores en las aulas de clase.

Otro de los factores registrados es que los docentes también han sido amenazados de muerte junto con sus familias y en algunos casos han tenido que ser trasladados de sus lugares de trabajo.

Los educadores que se encuentran en tratamiento, en muchos casos no son valorados ni reciben los tratamientos médicos necesarios que deben brindar los gobierno de turno.